El ranking 2011 de “Art Review”

Desde hace una década, la prestigiosa revista británica “Art Review” elabora una lista de las 100 personalidades más influentes del arte. El ranking de 2011 lo lidera un artista mediático que, a la par, es todo un fenómeno en internet: Ai Weiwei (Pekin, 1957). Desde el año 2005, el primero de la lista no era un artista (en aquella ocasión, la máxima puntuación la obtuvo Damien Hirst, quién actualmente ocupa el lugar 64…).

Ai Weiwei, termita incansable del gobierno chino, hace tiempo que se dedica en cuerpo y alma a presentar las miserias de éste. Esta año, podría decirse que ha sido el objetivo de las autoridades de Pekin: primero le enderrocaron su estudio y luego le detuvieron. Ai Weiwei estuvo tres meses en paradero desconocido y, una vez libre, no ha parado de denunciar, via Twiter, casos de tortura en las cárceles chinas.

El artista chino ha sido ciertamente un personaje clave de la escena artística este año, hasta el punto que ha dejado en segundo lugar en el ranking a los codirectores de la londoniense Serpentine Gallery: Hans Ulrich Obrist y Julia Peyton-Jones. El, especialmente, es un nombre imprescindible en el universo intelectual del arte actual, un curator de peso.

En tercer lugar, emerge el director del MoMA, Glenn D. Lowry, un hombre respetado (e imitado) por casi todo el mundo. Lowry gestiona, desde 1995, uno de los museos más importantes del mundo. ¿Méritos? Muchos, pero uno de muy importante: haber conseguido que la media de edad de los visitantes del museo sea de 40 años.

Al galerista Larry Gagosian tal vez no le haya gustado mucho perder el trono (en 2010 fue él quién recibió la mayor puntuación en la famosa lista), pero su actual cuarto puesto sigue dejando bien claro quien manda en el mundo del arte. Gagosian es el marchante más fuerte y venerado del mundo. Cualquier dedo que mueva ejerce un embrujo brutal entre las grandes colecciones. Gagosian controla una importante cadena de galerias (una decena, en Nueva York, París, Londres, Hong Kong, Roma…La primera la abrió en 1979 en Los Angeles), y controla, entre otros, los valiosos legados de Warhol, Lichtenstein y rauschenberg. Ah, y también representa a Ai Weiwei.

Otros que ocupan una posición muy preeminente en el mundo del arte son los artistas de la agencia de comunicación E-flux. Han escalado 11 puestos desde el año pasado, y ahora se situan en quinta posición. Anton Vidokle es el fundador de esta plataforma de difusión internacional de información sobre las artes visuales contemporáneas via internet. Aunque E-flux también promueve muchos otros proyectos y acontecimientos lo que les ha permitido tejer una potente red de complicidades con decenas de miles de seguidores. E-flux viene a ser como una biblia para los profesionales del arte. Vidokle tiene dos colaboraddores fieles, que también le acompañan en la lista: Julieta Aranda y Brian Kuan Wood.

En sexto lugar, otro poderoso del mundo de los museos: Sir Nicholas Serota, el director del grupo británico de museos Tate, cargo que ocupa desde 1988. Artífice de su gran expansión (física, conceptual y económica), Serota es un fiera en la organización de grandes exposiciones.

Otro gigante, que ocupa el séptimo lugar, es la artista norteamericana Cindy Sherman (1954), una referencia difícil de clasificar, pero ineludible para un montón de generaciones de creadores simpatizantes de la dimensión conceotual de la fotografía. Este invierno, el MoMA presentará la mayor exposición antológica de toda su carrera. La obra de Sherman evoca e invoca muchos de los males identitarios de la sociedad contemporánea.

Y en el octavo y noveno, hay otros dos galeristas, que el año pasado ocupaban, respectivamente, el tercer y cuarto puestos. El suizo Iwan Wirth (de la galería Hauser & Wirth), que empezó vendiendo dibujos de Le Corbusier y grabados de Miró, y que ha ido subiendo peldaños en el stablishment del arte gracias a su olfato empresarial. Dispone de espacios en Zurich, Londres y Nueva York. Por su parte, el galerista David Zwirner tiene diversos espacios en Nueva York, aunque él es alemán.

En décimo lugar, la comisaria alemana Beatrix Ruf, directora de la Kunsthalle de Zurich, confirma todavía más lo que es una evidencia en el mundo del arte, y desde hace tiempo: los más poderosos proceden de la órbita anglosajona y germánica. Ahora, con el permiso de Ai Weiwei.

Etiquetas: ranking

Sin comentarios

Comentar

Tu dirección de correo no sera publicada.
Los campos obligatorios estan marcados con:


Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>